Warren Buffett es un Dividend Growth Investor

Buffett dividend investorDe todos los aficionados a las finanzas personales y a la bolsa son conocidas, en términos generales, las características que deben tener las acciones que Warren Buffett elige para componer su cartera de inversiones. Suelen poseer una gran ventaja competitiva frente a sus rivales, y son compradas a precios atractivos. Es por lo anterior, y de nuevo en términos generales, por lo que se conoce a Buffett como value investor.

Sin embargo, hay una cualidad común en los valores de su portafolio que no es tan difundida, y si te digo la verdad, me parece tan importante como las dos anteriores, y es la capacidad de sus acciones de incrementar el dividendo año a año. Warren Buffett ingresa en su cuenta una cantidad abrumadora de dividendos, cada año la cantidad ingresada es mayor por el incremento del dividendo, los reinvierte en su propia cartera de Berkshire Hathaway, y así construye una gigantesca bola de nieve creadora de riqueza.

Sabes desde hace mucho tiempo de mi devoción por el Vanguard Dividend Appreciation ETF (VIG), que gestiona de forma pasiva aquellas acciones del mercado americano que han incrementado el dividendo durante diez años o más de forma consecutiva. Dado que han superado momentos difíciles de recesión económica sin dejar de satisfacer a sus accionistas, estas empresas deben ser, casi por fuerza, de excelsa calidad. Y esa calidad se nota también en su rendimiento.

VIG-SPY

Como ves en el gráfico anterior, en los últimos diez años, el VIG ha tenido un rendimiento similar al SPY, superándole en algo más de un par de puntos, sin contar con los dividendos entregados que fueron y son superiores en el VIG. Pero observa como consigue capear las bajadas con menor volatilidad, debido al carácter defensivo de sus acciones en cartera.

Esto es lo que busca Buffett en sus acciones. Empresas de gran calidad, que lleven a cabo su estrategia de gran bola de nieve de riqueza, y que le aporten tranquilidad en los momentos en los que el mercado haga tambalear la paciencia de los inversores más calmados.

Veamos las primeras posiciones de la cartera de BRK:

Kraft Heinz, con una corta historia de mercado después de su fusión, entrega un dividendo del 3,21%, habiéndolo aumentado cada año.

Wells Fargo tuvo que reducir su entrega en la crisis financiera de 2008, pero desde entonces ha elevado su entrega cuatrimestral ¡de 5 centavos a 39!, ofreciendo un yield del 3%.

Apple pagó su primer dividendo en 2012 después de muchos años de política de no entregas. Desde entonces se ha convertido en una gran empresa para buscadores de rentas pasivas, curiosamente desde que Buffett apostó fuerte por ella. Desde entonces lo aumenta generosamente cada año.

Coca cola es la acción fetiche de Buffett. Con un PER actual de 46x y un PayOut insostenible, Warren la conserva y le entrega un 3,27% de yield en su enésima subida anual del dividendo. No sé si Coca cola superará este momento difícil en sus ratios, pero sigue aferrado a ella como el primer día. Es la típica acción del inversor en dividendos.

Son algunos ejemplos del gusto de Buffett por este tipo de acciones. Las acciones que entregan dividendos han tenido un rendimiento histórico superior que aquellas que no entregan o lo cortan. A su vez, las acciones que incrementan su dividendo año a año superan a aquellas que entregan dividendos de forma menos metódica, y que no los hacen crecer. Sin duda, una estrategia ganadora.

Comments

  1. Angel dice:

    Cuanto tiempo Antonio!!! Por Claudia lo que sea necesario. Contento por leerte nuevamente.
    Abrazos.

  2. igormartin dice:

    Qué bien que estés de vuelta! Yo sigo teniendo mis VIG que compré hace 6 ó 7 años… a 45$. Ahora valen casi 100$!!!

    • Antonio R. Rico dice:

      Y no sólo eso, si le añades más de un 2% anual en dividendos reinvertidos estarías cerca de hacer un 3Bagger 🙂
      Enhorabuena por la paciencia.

  3. Rookie1971 dice:

    Hola a todos!

    Entiendo que este VIG es una buena opción para mover lo que Antonio llamaba “el dinero divertido “, es decir: el grueso de la cartera en la Bogle y una proporción pequeña a dejarla crecer en el VIG, no os parece??

    • Antonio R. Rico dice:

      Podría ser. También puede formar parte directa de la cartera Bogle, tomando la posición, o parte, de la RV USA.

  4. Rookie1971 dice:

    Muchas gracias Antonio.

    Generalmente (llámame cuadriculado o Boglehead, jejeje) siempre me he sentido más cómodo (por temas de simplicidad, automatización y gastos de compraventa, Montoro,…) teniendo el grueso de las inversiones en fondos. Precisamente ahora estaba con el ajuste anual de la cartera y mirando posibles formas de diversificar y mejorar la rentabilidad cuando…PUM! aparece tu post y se me abren posibilidades (y también muchas dudas…) por lo que me interesaría muchísimo tu opinión.

    Parto de la idea de que seguro voy a duplicar al menos parte de la RV que ya llevo en cartera ( Amundi Index MSCI World AE-C, Vanguard Emerging Markets Stocks Index Eur Acc y Amundi Index MSCI EMU AE-C) , si bien al tratarse de ETFs de empresas con sólida trayectoria y dividendo creciente mantenido lo veo como un “refuerzo” sobre los “caballos ganadores”.

    Mi primera duda es qué combinación de productos coger, si VIG+SPYW o sustituír el VIG por el VIGI (US9219468108) que cubre también emergentes( un mercado potencialmente interesante) pero incluye sólo un 40% de Europa y tiene poco recorrido.

    Por otro lado, imagino que tanto VIG como VIGI (en mi broker los tengo uno en ARCA y otro en NASDAQ respectivamente) están sujetos a doble imposición ,con lo que ello implica de papeleo en Hacienda y comunicación pertinente si superas los 50.000, verdad?. Además, supongo que habrá algún “mínimo recomendable” para invertir en los mismos porque si no entre cambio de moneda, comisiones y Mr. Montoro se te comen lo interesante de la operación, ¿verdad?

    Muchas gracias!!

    • Antonio R. Rico dice:

      Gracias a ti.

      Bueno, está claro que la inversión en fondos es más cómoda y fiscalmente eficiente. Para añadir ETFs a la cartera es necesario que el inversor se sienta cómodo con el tema de la doble imposición del dividendo y la gestión posterior en la declaración de la renta.

      Por otro lado, tal y como dices, para cantidades modestas las comisiones de compra, venta, custodia, cobro de dividendos,… se llevan un bocado, así que un ahorro constante en los fondos quizás lo veo más apropiado.

      Un saludo.

Deja un comentario